Si vives sobre el asfalto de Madrid me entenderás. A veces es bueno, por no decir necesario, buscar rincones verdes en la ciudad. Estos son algunos de los parques y jardines que podrás disfrutar en bici, entornos naturales que tu cuerpo y mente agradecerá, pero que además cuentan con mucha historia.

1. La Casa de Campo

 

La Casa de Campo es uno de estos espacios verdes que no te puedes perder si te gusta hacer deporte o disfrutar de un día de campo sin salir de la ciudad. A menos de 2 kilómetros de la Puerta del Sol, es el mayor parque público y de recreo de Madrid y uno de los más grandes de toda Europa por sus 1.722,60 hectáreas.

La Casa de Campo está llena de historia desde los primeros asentamientos de población paleolítica, cuando ni siquiera Madrid era Madrid. Fue una de las grandes fincas de recreo de una de las familias más poderosas durante época medieval, los Vargas, y enclave importante de ocio y caza durante el reinado de los Austrias y Borbones.
En 1931 fue inaugurado como parque público para el uso y disfrute de los madrileños, pero la Guerra Civil del 36 lo llenó de fortines y trincheras. Hoy declarado Bien de Interés Cultural, tiene distintas áreas recreativas y sendas botánicas. Si además la idea es conocerlo montando en bicicleta, el anillo verde discurre 8 kms por su interior y 4 kms junto al río y el Club de Campo. Dicen que es uno de los tramos más bonitos de su recorrido.

Conoce aquí mejor su fauna, flora y su historia: https://bit.ly/2FaSwCK
En la web del anillo verde ciclista puedes mirar las rutas en bicicleta y un plano  de por dónde transitar.

2. Madrid Río

 

Madrid Río poco a poco se está haciendo un hueco entre los mejores parques por los que transitar andando o en bicicleta al margen del río Manzanares. Desde el Matadero de Legazpi hasta la zona de Moncloa, podrás encontrar antiguos accesos a la villa cargados de historia como el puente de Segovia de finales del siglo XVI de Juan de Herrera y el puente de Toledo de principios del XVII, una de las mayores obras de ingeniería de nuestro arquitecto madrileño Pedro de Ribera. Otros puentes destacados por los que podrás pasar son el Puente de la Reina Victoria, el del rey o el Puente de los Franceses en la zona de Moncloa,  que se construyó como viaducto ferroviario en el siglo XIX para permitir el paso a Madrid en ferrocarril.

Desde Madrid Río podrás divisar el Palacio Real y la Catedral de la Almudena o acceder a otras zonas verdes como la Casa de Campo o el parque Oeste. Si el trayecto lo haces en bici, tienes que tener en cuenta que las sendas ciclables son de uso compartido con personas a pie, así que es recomendable tener cierta precaución.

Este es la información que debes tener en cuenta si quieres disfrutar de un día por esta zona de Madrid: https://bit.ly/2oVBi7L
Además puedes acceder a un pdf del Consorcio Regional de Transporte con la ruta en bici por Madrid Río paso a paso.

3. El parque del Oeste

 

A sólo dos pasos del bullicio de la Gran Vía, el parque del Oeste se ha convertido en uno de los grandes balcones de los  madrileños y madrileñas para ver la puesta de sol. El origen de este parque se remonta a principios del siglo XX, cuando el alcalde Alberto Aguilera, quiso que el paisajista Abraham Pedraza trazara un paseo sobre lo que hasta entonces había sido el principal vertedero de basura del centro de Madrid. Este parque vivió momentos muy duros durante la Guerra Civil ( aún quedan recuerdos de búnkeres que puedes visitar). El trazado, las plantaciones y lo especial de este parque, son del jardinero Cecilio Rodríguez.

Si te decides a pasear por el Parque Oeste en bici, tienes que tener en cuenta como en otros espacios verdes, que a derecha e izquierda te puedes encontrar con transeúntes. Pero si realmente te interesa visitar esta zona con tu bicicleta, no te olvides de parar en lugares imprescindibles como el Templo de Debod, un ejemplo de arquitectura egipcia en Madrid del siglo II a.C, La Rosaleda con más de 20.000 rosales o el cementerio de la Florida, donde están enterrados los llamados Héroes del Dos de Mayo.

Tienes más información sobre otros lugares interesantes del Parque Oeste  aquí: https://bit.ly/2JjocZj

 4.El parque del Retiro

 

En pleno corazón de Madrid y uno de los grandes pulmones verdes del centro, sin duda El Retiro es uno de estos lugares que no podrás dejar de visitar dando un paseo tranquilo con tu bicicleta. Con 125 hectáreas y más de 15.000 árboles, hablar de este parque es hacer mención al Real Sitio del Buen Retiro, un palacio de recreo mandado construir para el uso y disfrute del rey Felipe IV y los reyes que vendrían después antes de su apertura al público. De esta y de otras historias sobre El Retiro puedes conocer más en los paseos temáticos (eso sí, a pie) de GarVEO.

De aquel palacio apenas nos quedan dos edificios, pero sin duda los jardines son su mayor referencia. El pabellón de cristal, el embarcadero, los jardines de Cecilio Rodríguez o la famosa rosaleda son algunos de los rincones de este parque que no te podrás perder. ¿Sabías que en estos jardines hubo una casa de fieras?

Aquí tienes toda la información si quieres visitar este maravilloso parque de Madrid: https://bit.ly/2esDi1e

5. El parque Tierno Galván

 

Es cierto que para conocer este parque tienes que desplazarte un poco más, pero en bicicleta no habrá rincón que se te resista.

El parque Tierno Galván hace referencia a Enrique Tierno Galván, alcalde de Madrid hasta 1986, aunque hay quien lo conoce más por el parque del Planetario. Está situado en el distrito de Arganzuela, cerca de la antigua estación de ferrocarril de Delicias, actual Museo del Ferrocarril, que junto al Planetario, es uno de sus grandes atractivos. Este parque está enclavado en lo que antiguamente se conoció como el cerro de la Plata y por el que pasaban los trenes que iban y venían a las estaciones de Atocha y Delicias.
Tiene cuatro estanques con pequeñas cascadas, un anfiteatro y muchísimo espacio para disfrutar de un buen paseo andando o en bici y a muy poca distancia del centro de Madrid.

Si quieres conocer más sobre qué ver en el Tierno Galván, echa un vistazo a este enlace: https://bit.ly/2HmW4nk

Como ves, estos son algunos de los parques y jardines en los que poder disfrutar del paisaje y de su historia ahora que por fin ha llegado la primavera, ¿se te ocurre alguno más?